Ejercicios para embarazadas, ¿cuáles son los más recomendados?

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuación: 0 basado en 0 valoraciones

¿Estás embarazada? ¡Enhorabuena! La maternidad es una etapa de la vida fascinante, y el embarazo forma parte de la experiencia. No obstante, cuando esperas un hijo surgen dudas relacionadas con la salud, entre ellas la de si son recomendables los ejercicios para embarazadas.

La respuesta es que sí lo es, salvo excepciones como un embarazo de riesgo. En este caso lo mejor es consultar con un especialista antes de ponerse manos a la obra. Por lo demás, cuanto mayor sea tu actividad, más facilidades tendrás para que tu cuerpo se adapte a la nueva situación.

Razones para realizar ejercicios para embarazadas

Antes de empezar con las principales razones por las que hacer ejercicios para embarazadas, lo mejor es tener una vida activa antes, y no esperar al embarazo para ponerte en forma. Si todavía no lo has hecho, en cuanto te enteres de que vas a tener un bebé tienes una buena oportunidad para empezar y seguir tras el parto. También hay que prestar atención a la nutrición y evitar determinados alimentos.

El deporte en el embarazo es beneficioso de muchas maneras:

  • Ayuda a mantener un control del peso y que no engordes más de lo normal.
  • Fortalece los músculos, algo muy positivo en todos los sentidos.
  • Prepara el cuerpo para el proceso del parto y favorece la recuperación tras este.
  • Mejora el estado de ánimo.
  • Impulsa una buena circulación sanguínea y equilibra la tensión.
  • El ejercicio en el embarazo hace que haya menos riesgo de sufrir diabetes gestacional.

Ejercicios para hacer durante el embarazo

Como es lógico, hay ejercicios que no podrás hacer, pero la actividad de bajo impacto te ayudará a mejorar tu estado de forma durante el embarazo, o mantenerlo si estás acostumbrada a llevar una vida activa.

¿Qué tipo de ejercicios para embarazadas son los mejores? Toma nota:

  • Salir a andar. Sobre todo si no estás acostumbrada a hacer deporte, dar un paseo a buen ritmo es el mejor ejercicio. Según avanza el embarazo vas a notar que te cuesta un poco mantener el equilibrio (tu centro de gravedad cambia durante la gestación), así que es mejor que andes por zonas llanas en las que no haya obstáculos.
  • Aeróbic de bajo impacto. El ejercicio de bajo impacto se caracteriza por no dar patadas saltos o movimientos bruscos con el tren inferior. Ayuda a que tu cuerpo mejore su equilibrio, y si lo practicas en un gimnasio lo mejor es que le consultes a un profesional sobre rutinas se adaptan mejor al deporte en el embarazo.
  • Hipopresivos de embarazada. Los abdominales hipopresivos en embarazadas son más que positivos porque te ayudarán durante el parto. Incluso ayudan a concebir si lo estás intentando, y tras el embarazo te ayuda a recuperar la figura.
  • Natación. Lo bueno de entrar en una piscina y nadar es que te puedes ejercitar sin sentir el peso de tu cuerpo. Elige una disciplina que no cargue la zona cervical, y no te lances a la piscina ni te sumerjas para bucear.

Ejercicio y embarazo son compatibles

En resumen, los ejercicios para embarazadas te ayudarán bastante antes, durante y después del embarazo. Eso sí, déjate orientar por un especialista para que te indique cómo hacerlos y qué tipo de deporte es el adecuado para ti. Lo importante es proteger tu seguridad y la de tu bebé.

Y cuando tengas a tu hijo en brazos y estés disfrutando del permiso de maternidad, sigue prestando atención a tu forma física para tener una calidad de vida óptima.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *