¿Cómo reclamar un grado de incapacidad si tengo una enfermedad crónica?

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuación: 0 basado en 0 valoraciones

Pasos para reclamar el grado de incapacidad

¿Qué es una invalidez permanente y cómo se solicita? Si alguna vez te has hecho esta pregunta, estás en el lugar adecuado. Las enfermedades no son plato de buen gusto para nadie y menos si son enfermedades crónicas que dificultan las labores en el trabajo a largo plazo. De hecho, algunas de ellas podrían impedir a una persona realizar cualquier tipo de actividad laboral. Por este motivo, existe la posibilidad de acogerse a la incapacidad permanente absoluta.

Para solicitar este tipo de invalidez por enfermedad, el trabajador no debe desempeñar ningún puesto con un rendimiento, profesionalidad y eficacia mínimos. Además, ante estos casos siempre es mejor disponer de un seguro de vida que te ampare y te garantice la atención que necesitas. De hecho, no disponer de una cobertura que cubra la invalidez por enfermedad, puede suponer un desembolso económico para la persona enferma.

¿Cuáles son los grados de incapacidad?

Aunque hemos comentado algo en la introducción, antes de seguir adelante queremos que tengas claros cuáles son los grados de invalidez por enfermedad:

  • Incapacidad permanente parcial. Se trata de una incapacidad que provoca que la persona vea disminuido su rendimiento al menos en un 33% a la hora de desarrollar su trabajo habitual, aunque puede efectuar las actividades imprescindibles de su profesión.
  • Incapacidad permanente total. Es la que no permite desarrollar la profesión habitual, pero sí otros trabajos, tanto en la compañía en la que se encuentra como en otras, pero siempre desarrollando otro tipo de ocupaciones.
  • Incapacidad permanente absoluta. En este caso la persona afectada no puede realizar ningún tipo de trabajo.
  • Gran invalidez. Impide desarrollar cualquier trabajo. Además, requiere la ayuda de una tercera persona para realizar las diferentes actividades de la vida diaria.

¿Qué enfermedades provocan la invalidez absoluta?

Una de las preguntas que seguramente te hagas sobre este asunto es cuáles son las enfermedades que causan incapacidad permanente absoluta. Lo cierto es hay diferentes patologías que pueden ocasionar una invalidez de este tipo, son estas:

Enfermedades que causan invalidez permanente absoluta

Acondroplasia Espondilitis anquilosante
Acromatopsia Esquizofrenia
Alzheimer Fibromialgia Grado III
Cáncer de pulmón Fibrosis pulmonar
Cáncer – Grado III Metastásico Insuficiencia respiratoria crónica
Depresión crónica Isquemia arterial crónica
Enfermedad de Creutzfeldt-Jakob Narcolepsia
Enfermedad de Paget Prosopagnosia
Enfermedad de Parkinson Síndrome de Asperger
Enfermedad de Pompe Síndrome de Brugada
Enfermedad de Raynaud Síndrome De Capgras
Enfermedades de la Columna vertebral Síndrome de fatiga crónica
Esclerosislateral amiotrófica Síndrome de Meniere
Esclerosis múltiple Síndrome de Sjögren
Esclerosis sistémica Síndrome de Takotsubo
Trastorno bipolar Trastorno por ansiedad

¿Qué requisitos hay que cumplir para solicitar la incapacidad permanente absoluta?

¿Qué requisitos debes cumplir para solicitar una incapacidad permanente absoluta? Los repasamos a continuación:

  • No tener la edad de jubilación.
  • Estar de alta en la Seguridad Social o en una situación asimilada.
  • Si se trata de un accidente laboral, o de una enfermedad profesional, no será necesario haber cotizado con anterioridad.
  • Si la incapacidad es ocasionada por una enfermedad común y el afectado tiene menos de 31 años, es necesario que haya cotizado al menos un tercio del tiempo que ha pasado desde que cumpliera los 16 años.
  • Si, por el contrario, el afectado tiene más de 31 años debe haber cotizado al menos 5 años y 3 dentro de los últimos 10 años.

¿Cómo se solicita una incapacidad?

¿Seguro que te estás preguntando cómo solicitar una incapacidad? Lo primero que debes saber es que el proceso se puede iniciar de tres formas distintas:

De oficio. Puede ser a cargo de la entidad gestora de la Seguridad Social, de la Inspección de trabajo o del Servicio Público de Salud.

Entidades colaboradoras de la Seguridad Social. Deben aportar toda la documentación necesaria, como en el caso anterior.

Interesado. Debe rellenar el modelo de solicitud de Incapacidad permanente.

La solicitud de la incapacidad se divide en distintas fases y procesos, que se describirán a continuación:

  • La instrucción es la primera fase del proceso, en la que puede que te soliciten todo tipo de documentos y de pruebas médicas. Debes estar preparado para cumplir con todos sus requisitos.
  • Tras la instrucción, el equipo de Valoración de Incapacidades, EVI, dará el dictamen-propuesta. Se valorará el informe que haya confeccionado el equipo médico de la Dirección Provincial del INSS, Instituto Nacional de la Seguridad Social, y también el informe de antecedentes profesionales. Serán los directores del INSS los que determinarán el grado de incapacidad, el importe que tendrá la pensión por enfermedad y el plazo en el que se debe revisar la incapacidad tanto por mejora como por empeoramiento.
  • Una vez aprobada la incapacidad, debes saber que la pensión de invalidez por enfermedad se puede anular por las siguientes razones:
    • Por revisión de la incapacidad.
    • Porque se elija cobrar la pensión de jubilación.
    • Por fallecimiento de quien cobra la prestación.

¿Es posible la jubilación por enfermedad?

Es posible solicitar la jubilación anticipada por enfermedad a partir de los 55 años y antes de los 65 años. En este caso se cobra el 55 % de la base reguladora. A diferencia de la pensión por jubilación, la prestación por jubilación anticipada por enfermedad crónica se puede revisar.

Sin importar que cobres una pensión por incapacidad permanente absoluta o por la jubilación por enfermedad, lo mejor en esos momentos es contar con un Seguro de Vida que disponga de cobertura para enfermedades graves. Este tipo de ayudas sirven para mejorar la calidad de vida del enfermo y también de quienes lo rodean. Se percibirá el capital asegurado de manera anticipada.

Pero lo más importante es que, si tienes una enfermedad crónica que te impida trabajar, solicites tu prestación de incapacidad cuanto antes.

Como has visto, reclamar tu grado de incapacidad es un proceso que puede ser algo farragoso, pero necesario. Tienes derecho a recibir tu pensión de incapacidad que será una protección para afrontar el resto de tu vida.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro × cinco =