¿Cuáles son las lesiones más frecuentes en el esquí y el snowboard?

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuación: 0 basado en 0 valoraciones

Lesiones frecuentes en la Nieve

Los deportes de nieve están adquiriendo gran fama en los últimos tiempos, sobre todo el esquí y el snowboard, ya que permiten disfrutar de la montaña a la vez que se realiza una actividad saludable y, además, son aptos para todos los públicos, pudiendo practicarlos en familia, en pareja o de forma individual.

Pero como en todos los deportes, existen una serie de lesiones que son más comunes o frecuentes a la hora de realizarlos, debido a las técnicas y procedimientos propios en la ejecución. Y aunque ambos deportes se practiquen sobre la nieve, las lesiones más frecuentes son diferentes debido a las sujeciones y materiales de uno u otro.

Lesiones al practicar deportes de invierno

Sin duda alguna, la lesión de rodilla en el esquí es una de las más frecuentes, concretamente la que afecta al ligamento cruzado anterior. Esto es debido a que esta articulación es la que más sufre al realizar cambios bruscos de dirección, frenadas en seco o apoyar mal la pierna después de una caída. Por ello, si tras realizar alguno de estos movimientos sientes un dolor de rodilla mientras practicas esquí, o notas que la articulación cede, es recomendable que pares y no fuerces, ya que puede desembocar en problemas mayores.

Las lesiones en el snowboard son más frecuentes en las extremidades superiores del cuerpo, ya que las piernas se encuentran más rígidas debido a las botas y la tabla. La más común de todas, por tanto, es la fractura de muñeca, ya que al caer se suelen poner las manos teniendo la articulación flexionada y los brazos rígidos, produciéndose en ese momento la lesión.

Precauciones en los deportes de invierno

Todas estas lesiones se producen de forma inesperada, por lo que es interesante contar con un seguro de accidentes que tenga coberturas específicas para estos casos, como por ejemplo la indemnización por hospitalización, el traslado al mismo o los tratamientos posteriores para tratar la lesión.

En la mayoría de los casos nos encontraremos lejos de casa, por lo que es interesante también contar con un seguro de asistencia en viaje para que en caso de que el asegurado quede hospitalizado más de cinco días, disponer del pago del billete de ida y vuelta o la búsqueda y transporte de equipajes y efectos personales.

Es importante también que todas estas coberturas se mantengan en el extranjero, ya que los sistemas sanitarios son diferentes dependiendo al país al que vayamos a acudir para practicar deportes de invierno. Por tanto, antes de viajar y disfrutar de la nieve, revisa todas las coberturas de tu seguro y que tu única preocupación sea deslizarte y divertirte por las pistas.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

18 − siete =